Vigo-Baiona 2

A medida que se acerca el invierno y los días se hacen más cortos, nos vemos obligados a reducir el radio de acción de nuestras salidas por lo que en estos próximos meses tratamos de iniciar nuestras rutas en lugares cercanos para que podamos rematar nuestras andanzas a plena luz del día, antes de que nos coja la oscuridad.

Así que en este lunes, como ya hemos hecho otras veces, tomamos el vitrasa hasta A Garrida, en Valadares, y desde allí emprendemos la marcha cuyo destino es la hermosa villa marinera de Baiona. Calentamos motores acometiendo la empinada cuesta que nos lleva hasta la inmediaciones del monte Cepudo, fiel guardaespaldas del Alba, altura desde la que de divisa una magnífica panorámica de la ciudad de Vigo que se extiende a sus pies.

Siguiendo el GR-53 también llamado Sendero Panorámico de Vigo continuamos hasta Chandebrito, parroquia nigranense del interior bien conocida por los amigos de Sendereando, surcada por numerosos caminos y senderos muy frecuentados por los aficionados a caminar.

Ahora toca atravesar las fincas y montes que nos separan de la parroquia de Parada en donde se encuentra el alto de Montecastelo, un magnífico mirador desde donde se contempla, hoy en todo su esplendor, la bellísima ensenada de Baiona, desde su castillo de Monte Real hasta Monteferro, con las islas Estelas en el medio y las Cíes al fondo.

Dejando atrás la parroquia de Parada seguimos entre pinares hasta cruzar la autopista y alcanzar las casas vecinas de Vilariño, cerca de la carretera que sustituyó a la antigua vía del tranvía que llegaba hasta Gondomar. Cruzando el puente sobre el río Miñor hacemos alto en El rincón del bucanero, restaurante en el que habitualmente reponemos fuerzas cuando pasamos por aquí.

Para la tarde nos quedan unos 5 Km. que es la distancia que nos separa de nuestro destino, Baiona la real, a donde llegamos después de cruzar fincas y riachuelos por los senderos que nos llevan a Belesar y Sabarís.
Entramos en la villa poco antes de las seis, hora en que subimos al autobús que nos devuelve a la ciudad cuando las sombras de la noche se ciernen sobre nosotros.


Datos de la ruta Distancia Duración Dificultad Tiempo
21,300 Km. 6 h. 30 min. Media Soleado 

Para ver el mapa y más detalles de la ruta hacer clic con el ratón aquí.

Del Faro de Budiño al Castelo de Cans

En este sábado, último de noviembre, hemos seguido los pasos de Lucas Martínez en su ruta Pasando por el Faro de Budiño y Castelo de Cans que él realizó en el pasado marzo.

Aunque la gente de Sendereando hemos caminado más de una vez por estos parajes, la ruta de Lucas está muy bien diseñada iniciando la marcha con una laboriosa ascensión al Faro de Budiño que, en una mañana como ésta soleada pero bien fresca, libera a nuestros ateridos cuerpos del frío inicial para obligarnos, antes de llegar a la cima de la impresionante roca que es el Faro, a despojarnos de parte de nuestra indumentaria.

La pared norte del faro se alza imponente sobre el Valle del Louro o de la Louriña, entre los municipios de Mos y O Porriño, con lo que queda de As Gándaras se Budiño, un ecosistema de gran interés científico, a las orillas del río Louro, amenazado por el polígono industrial que ya ha invadido buena parte de su superficie.

Toda esta zona, de rico patrimonio forestal, está surcada por innumerables pistas pero siguiendo la ruta de nuestro desconocido aunque apreciado colega y ya en el camino de regreso, llegamos al Castelo de <Cans, otra enorme roca, conocida como Beethoven o El pianista porque, vista desde la carretera que discurre allá abajo por O Confurco, sugiere la imagen de un melenudo músico inclinado sobre el enorme piano tallado en la colosal roca. También desde esta enorme masa granítica se contemplan impresionantes vistas del valle.

Poco antes de llegar al lugar de Vitueira, inicio de la ruta, nos detenemos bajo otra inmensa piedra la cual, en increíble equilibrio, está levantada un par de metros sobre el nivel del suelo lo que nos permite ser fotografiados debajo simulando sujetarla con nuestros bastones como si se nos fuese a caer encima.

En resumen, estupenda ruta que nos ha deparado una magnífica oportunidad para disfrutar en estas alturas de los impresionantes monumentos naturales que son O Faro y O Castelo así como de la contemplación del hermoso panorama que se nos ofrece desde esas atalayas.
Nuestra entrañable Cristina, intrépida reportera gráfica de la caminata, es la autora de las fotografías y vídeo de esta crónica.


Datos de la ruta Distancia Duración Dificultad Tiempo
14,260 Km. 4 h. 30 min. Media Soleado 

Para ver el mapa y más detalles de la ruta hacer clic con el ratón aquí.